Saltar al contenido

¿Cómo dibujar un dragón fácil?

Atrévete a dibujar un dragón facil

Dibujar un dragón no es tan aterrador como el animal en cuestión. Contrario a lo que piensas es sencillo, solo debes ser paciente porque hay varios pasos a seguir.

Lo primero que debes saber es que hay varios modos de dibujar un dragón: el dragón tradicional de cuerpo robusto, el enorme dragón de agua, el dragón chino de cuerpo delgado y aerodinámico ¡Hay varios tipos de dragón! Hoy te vamos a enseñar a dibujar un dragón tradicional, pues universalmente es el que más conocemos.

No importa cual de los tipos de dragón quieras dibujar, debes tener en cuenta que necesitas cierta precisión con las líneas curvas, ya que es un rasgo que distingue a estos majestuosos y fuertes animales, así que, al dibujar un dragón, debes dibujar unas cuantas curvaturas por todo el cuerpo… No digas que no te lo advertimos ¡Ahora sí, vamos con el paso a paso!

Paso a paso para dibujar un dragón

Hay muchas formas de dibujar un dragón, solo necesitas mucha creatividad
Hay muchas formas de dibujar un dragón, solo necesitas mucha creatividad
  1. Comienza por hacer una línea en forma de “S” bastante alargada y casi vertical.
  2. Cuando finalices en la parte superior, haz dos pequeños triángulos (que queden abiertos) ligeramente curvos: uno apuntado hacia abajo (ligeramente inclinado) y otro apuntando hacia arriba.
  3. Traza una línea horizontal, más o menos curva, y otra línea casi paralela con forma de “S” pero bastante alargada y por supuesto horizontal, así darás forma a una parte del hocico del dragón, o más bien, una ligera sonrisa. Ahora haz un triángulo pequeño sobre la línea, de modo que parezca un colmillo. Aunque si quieres que luzca más aterrador, hazle más colmillos.

Puedes hacer la línea del labio del dragón curvada hacia arriba para que luzca amigable, o por el contrario, hacerla curvada hacia abajo para que luzca un poco enojado y gruñón.

  • Cerca de donde se forma el hocico, puedes poner un pequeño circulo que de lugar a la nariz.
  • Para el ojo, un poco más arriba de donde hiciste el colmillo, haz una curva hacia abajo, y un semicírculo pegado a esta. Hazle un pequeño punto en el centro para que definas la pupila.
  • Siguiendo la forma de “S” alargada y casi horizontal de “la sonrisa”, haz otra línea paralela y bastante similar en cuanto a forma, solo que esta debe ser más alargada, y debe ir unida a la sonrisa o labio del dragón. Así completas el hocico.
  • Haz una línea de “S” esta vez en sentido vertical ¡Recuerda que los trazos son alargados cuando vas a dibujar un dragón!  En la parte superior, debe ser más cerrada y cercana a la línea inicial (la que hiciste en el paso 1), mientras que en la parte inferior debe ser más ancha, pues así vas a delimitar el cuello. La punta llévala hacia la parte interna del dragón, de forma curva, pues conectará con el resto de cuerpo.
Al dibujar un dragón, diséñalo a tu gusto, no temas darle una personalidad
Al dibujar un dragón, diséñalo a tu gusto, no temas darle una personalidad
  • A un lado de la primera línea que dibujaste, vas a hacer una línea curva hacia arriba, casi vertical, y de una vez, donde termina el trazo, crea una línea alargada hacia arriba y también curva. Debe quedarte casi como una “V”. Esta será el ala.

Haz las alas del tamaño que desees. Dependerá de la personalidad que quieras darle a tu dragón: divertido, feroz o relajado

  • Cuando llegues al punto más alto del ala, dibuja un trazo curvo hacia abajo y un poco en diagonal, que vaya hacia afuera. Al finalizarlo, haz otra línea curveada pero esta vez hacia la parte interna del dragón. Haz otra línea curva más, pero esta vez para cerrar el ala (DEJA UN ESPACIO ENTRE EL INICIO DEL ALA Y EL FINAL) Esta llegará al cuerpo del dragón.  
  • En medio del ala, dibuja una línea central, de esquina a esquina, pues tendrás una esquina cercana a la cabeza y otra que da hacia afuera. Haz lo mismo con la esquina del ala que queda casi pegada al cuerpo.
  • Al lado del ala, dibuja una línea paralela, con la misma y forma, y únelas en l parte superior con una pequeña línea, así da la sensación de profundidad y hace alusión a la otra ala del dragón.
  • Donde cerraste el ala, en ese punto exacto que se une al cuerpo, comienza a dibujar una línea hacia abajo y luego hacia arriba, formando un “V”, solo que en el parte inferior la línea debe ser curva, pues así darás forma al cuerpo de tu dragón.
  • Cuando termines de trazar la línea anterior, dibuja un triángulo en el punto final, así les das forma a la cola ¡Pero no lo cierres! Deja un espacio para que des lugar al resto de cola.
  • Al extremo, debe ser delgada como toda cola, pero a medida que se acerca al cuerpo debe ser más separada del otro lado del cuerpo. Esta línea debe llegar justo debajo de donde está el ala.  
  • Para la pata, haz una línea en “L” con la esquina curveada, que en la parte superior vaya inclinada en diagonal. Arriba de donde hiciste la “L”, haz un semicírculo, que vaya lo más simétrico posible. Para el pie, hazle dos dedos que deben tener una terminación en punta.    
  • Haz una pequeña línea curva que vaya hacia arriba en diagonal, que dará forma a la panza del dragón. Pegada a esta línea, nuevamente haz una línea curveada en “L” para crear la otra pata. Sigue los mismos pasos de la primera que hiciste. Al lado de esta, haz otra “L” paralela para que diferencies la otra pata delantera de tu dragón.  
  • Para finalizar, sobre la línea inferior que da forma a tu dragón, vas a dibujar una línea paralela que siga la misma forma. Esta deberá ir desde la cola pasando por la panza, y recorriendo el pecho del dragón, llévala hacia el cuello y así diferenciarás la parte interna de tu dragón.

 ¡A colorear!

Después de dibujar tu dragón, dale un acabado fantástico o realista
Después de dibujar tu dragón, dale un acabado fantástico o realista

Lo mejor de dibujar un dragón es el acabado final, pues pueden ser de diversos colores: verdes, morados, marrones, rojos… incluso azules o color naranja. Incluso si deseas, puedes combinar los tonos. Tu decides como quieres que luzca, si más realista o fantástico.  

También puedes decorar un poco más dibujando algo de humo junto a su hocico. O en vez de cerrar la boca de tu dragón, abrirla con una «V» horizontal y algunas llamaradas de fuego saliendo de ella. Otra opción genial es hacer algunos triángulos alrededor de la parte superior del cuerpo para que luzca más imponente, también puedes hacerle algunos cuernos sobre su cabeza. Dibujar un dragón implica creatividad, si la tienes estamos seguros que ¡tu resultado será asombroso!

Quizá quieras leer: ¿Cómo dibujar un oso panda?

nv-author-image

Diana Sánchez

Periodista | Locutora Guionista de episodios de la vida. Apasionada por la lectura de hojas blancas pero con el amor de corregir lo incorregible.View Author posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.